Inicio > Blog de embalaje > Tipos de sobres y bolsas de mensajería: ¿Cuál es el más adecuado?
Blog de embalaje

Tipos de sobres y bolsas de mensajería: ¿Cuál es el más adecuado?

Para realizar un envío, podemos escoger entre varias opciones de embalaje. Las bolsas de mensajería están experimentando un gran crecimiento, en parte de la mano del fenómeno del comercio electrónico, que crece forma exponencial.

Las bolsas y sobres para envíos ofrecen una alternativa ligera y económica frente a las tradicionales cajas de cartón. Permiten un alto grado de personalización, y ofrecen una mejor impresión al destinatario. Este factor es clave en el ecommerce, ya que el embalaje es el único elemento tangible que representa a la tienda frente al consumidor, además del producto adquirido.

Tipos de sobres y bolsas de mensajería

A raíz de esta cada vez mayor demanda de embalajes de calidad, se ha producido un gran desarrollo de los sobres y bolsas para envíos, y actualmente podemos encontrar una amplia variedad de ellos en el mercado. Vamos a analizar algunos ejemplos de los más habituales.

Bolsa de plástico opaca

Este tipo de bolsa nos garantiza la privacidad ya que no permite el paso de la luz. Suele ser de un grosor suficiente para proteger el contenido contra la torsión, la humedad, el polvo y las rasgaduras. Sin embargo, su reducido peso es ideal para que los gastos de envío no aumenten a causa del embalaje. Suelen tener dos capas, la interior completamente negra para garantizar la opacidad.

Bolsa de envío económica

Se trata de una bolsa básica, que nos permite realizar los envíos con unas condiciones adecuadas de resistencia a los roces con otros paquetes, así como a la humedad. Ofrece la posibilidad de una personalización total, y es la alternativa más asequible entre las bolsas de envío. A pesar de su sencillez, es una opción muy válida para aquellos envíos que no requieran de más sofisticaciones.

Bolsa de mensajería con fuelle

Ideal para enviar objetos de distintas formas, la bolsa con fuelle es también impermeable y resistente al rasgado. La podemos adquirir en diferentes alturas y tamaños, y su forma hace sencillo mantener la confidencialidad sobre el material que contiene. Además, es completamente opaca, para proteger así la privacidad del destinatario.

Sobres de mensajería isotérmicos

Estos sobres son los indicados si necesitamos hacer un envío que deba mantener una temperatura baja. Están formados por varias capas, entre las que encontramos un film y un acolchado de polietileno, así como otro film de poliéster metalizado. Estos materiales forman una barrera térmica, que protege el contenido de los cambios de temperatura. Pueden conseguirse en distintos tamaños, y normalmente son aptos para el uso alimentario. Así, suelen ser utilizados en envíos de comida, aunque también resultan adecuados para medicamentos y otros productos que deben conservar una temperatura determinada.

Sobres extra resistentes y de alta seguridad

Se trata de sobres con un sistema de seguridad mejorado, que incluye un control de apertura que impide el acceso no autorizado a su interior. Para lograr esto, incorporan una banda de seguridad en su cierre adhesivo. También se garantiza la trazabilidad mediante la inclusión de un resguardo recortable, en el que figura un número único que permite realizar el seguimiento del paquete. Suelen incluir también una etiqueta “Void Fraude”, que una vez despegada, evidencia que el embalaje ha sido manipulado. Son bolsas opacas y flexibles, que protegen el contenido del polvo y la humedad.

Sobres acolchados

Los sobres acolchados incluyen una capa de burbujas plásticas, que protegen su contenido contra los golpes y la presión. Resultan ideales para enviar objetos frágiles y de pequeño tamaño, que podrían sufrir daños por el peso de otros paquetes durante el proceso del envío. Gracias al uso de una matriz de burbujas, que resulta muy ligera, se puede proteger el envío sin aumentar apenas su peso. Además de para proteger objetos frágiles que pudieran sufrir daños, también sirven para enviar otros con aristas y formas angulosas, que sin el aislamiento adecuado podrían dañar un embalaje normal e incluso otros paquetes.

Sobres opacos blancos con asas

Especialmente demandado por las tiendas de ropa y complementos, este tipo de sobre incluye unas asas que hacen más sencillo su transporte y posterior entrega. Además, lleva una doble banda adhesiva, lo cual facilita el realizar una devolución en el mismo embalaje, en el caso de que el producto no sea adecuado. Circunstancia que, en el caso de los productos de moda, es algo frecuente. No siempre coinciden las tallas, y hasta que el comprador no se prueba el producto no puede saber con certeza si le resulta cómodo o le gusta cómo le queda.

Sobres semirrígidos

Cuando vamos a enviar documentos, podemos recurrir a este tipo de sobres, que normalmente están realizados en cartón rígido. Son resistentes, de modo que su contenido no se dobla ni se daña, característica importante cuando tratamos con documentos. También podemos utilizar este tipo de sobre para enviar discos compactos, libros o llaves, por ejemplo, así como cualquier otro objeto fino con forma plana y que se adecue al tamaño del sobre.

Sobres con doble banda adhesiva

La ventaja que ofrece este tipo de sobre es la de incorporar dos bandas adhesivas, de modo que el destinatario puede utilizarlo para realizar una devolución, o un reenvío a un tercero. Resulta muy cómodo para compradores de tiendas online, ya que les ahorra la preocupación de tener que buscar otro embalaje en el caso de querer retornar el producto. Es, por tanto, una forma sencilla y económica de ofrecer un valor añadido al cliente o destinatario.

Como hemos visto, hay un embalaje adecuado para cada tipo de envío que necesitemos realizar. Los sobres y bolsas de mensajería ofrecen una serie de características únicas, que permiten proteger de la mejor forma aquello que queremos enviar. También destacan por la imagen que transmiten al destinatario, y las posibilidades de personalización de que disponen. Son, así, una solución muy adecuada para envíos de comercio electrónico, y también para nuestros envíos personales. Podemos adquirir sobres y bolsas para envíos de forma individual, o si necesitamos una cantidad mayor, en packs. Al comprarlos en lotes su coste se abarata significativamente, lo cual es muy interesante para tiendas online y, en general, para cualquier comercio o profesional que realice envíos con cierta frecuencia.

¿Necesitas asesoramiento?

Si tienes dudas, nuestros especialistas en diseño y consultores especializados en packaging y embalajes te asesorarán para encontrar la solución específica a tus necesidades.
CONTACTA CON NOSOTROS