Inicio > Blog de embalaje > Tipos y beneficios del cartón corrugado para embalar
Blog de embalaje

Tipos y beneficios del cartón corrugado para embalar

El cartón corrugado es un material fabricado superponiendo capas de papel, lo cual le da unas características muy particulares. Es ideal para embalajes, ya que fabricarlo es muy económico, y el resultado es resistente y personalizable. Te contamos cuáles son sus principales ventajas.

Tipos de cartón ondulado

Este material es muy popular por su composición. Alterna capas de papel liso y ondulado para aportar resistencia al conjunto, lo que le permite tener diferentes propiedades.

Según el número de caras lisas y onduladas

Cuando el material se fabrica con dos únicas capas de papel se llama de “cara simple”. Te permite empaquetar objetos que puedan sufrir daños durante su transporte, pues es ligero y protege frente a los golpes.

Una forma de incrementar su resistencia es mediante la adición de una lámina ondulada entre las dos capas de papel. A esta disposición se le conoce como de “doble cara”, y es la más frecuente en las cajas que empleas para logística y embalaje.

Si a esta configuración se le añade otra capa ondulada se obtiene el cartón de “dos ondas”. Se caracteriza por ser todavía más resistente, por lo que puedes usarlo para empaquetar elementos pesados.

Por último, está la configuración de “triple onda”, que incluye tres capas onduladas y cuatro lisas. Este diseño otorga al cartón una resistencia capaz de competir con muchos tipos de madera.

Según la altura de la onda de una hoja ondulada

Pero el cartón también puede definirse por su grosor, característica que depende de la amplitud con la que se hayan ondulado las láminas interiores. Los grosores más típicos son:

  • 1,14 – 2,2 mm, conocidos como “microcanal E”.
  • 2,2 – 3,5 mm, llamados de “onda pequeña” o “B”.
  • 3,5 – 4,2 mm, que son los cartones de “onda mediana” o “C”.
  • 4,2 – 4,8 mm, denominados de “onda grande” o “A”.

Tipos de calidades de cartón corrugado

También puedes definir el cartón ondulado por su calidad final, lo que permite que destines la pieza a unos u otros usos. Los materiales más utilizados para elaborarlo son:

  • Papel kraft. Creado con tejidos vírgenes.
  • Papel test. Para cuya elaboración se emplean fibras recicladas.
  • Papel bicolor. Este es el menos resistente, dado que ha sido sometido a más procesos de reciclaje.

De modo que las propiedades de cada pieza variarán, dependiendo de si la fibra de papel empleada para su elaboración es virgen o reciclada. Por eso muchos fabricantes y distribuidores se referirán al material por el tipo de papel con el que lo fabrican.

También pueden referirse a él por su gramaje, que representa el peso (en gramos) por metro cuadrado del material. Los gramajes más habituales oscilan entre los 160 y los 600 gramos por metro cuadrado.

Diferencias entre cartón ondulado, cartón corrugado y papel corrugado

Los términos de cartón corrugado y ondulado se refieren al mismo material de embalaje, pero el término papel corrugado es más específico, ya que hace referencia a uno de los componentes que estamos tratando. El papel corrugado es la lámina ondulada que resulta del proceso de embobinado, que posteriormente se empleará como capa ondulada en la composición del bloque de cartón.

8 beneficios del cartón corrugado para embalar

Este material es el más empleado en logística gracias a sus ventajas, que resumimos a continuación.

Tiene un coste bajo

Al fabricarse con fibras de celulosa y someterse a un proceso de bobinado y montaje muy sencillo, podrás adquirir este material a muy buen precio.

Es un material ligero

Este elemento, incluso en sus configuraciones más voluminosas, apenas pesa, al estar fabricado con papel.

Es un material flexible

Además, las disposiciones con menos capas son enormemente flexibles, lo que permitirá envolver a la perfección tus envíos.

Es un material resistente

Soporta una carga de hasta 800 kg gracias al su diseño geométrico.

Absorbe bien las vibraciones, golpes e impactos

Al ser un material flexible y con mucho aire en el interior, el cartón es muy útil como amortiguador. Así, es capaz de absorber tanto vibraciones como golpes e impactos, protegiendo tus productos embalados. Es ideal para proteger los objetos fragiles.

Se puede transportar por cualquier medio

Otra de las ventajas del cartón es su versatilidad, que le permite adoptar cualquier forma. Esto lo hace óptimo para transportarse en avión, barco, tren o camión, ya que las cajas son muy fáciles de colocar y organizar. Además, su gran resistencia permite que se apilen, de modo que el espacio no sea un problema.

En el exterior del cartón corrugado puedes imprimir publicidad

Por supuesto, la posibilidad de imprimir la identificación del producto, el logotipo y otros signos corporativos es muy apreciada por el sector empresarial.

Es respetuoso con el medio ambiente

El cartón es un producto 100 % reciclable (y muchas veces, reciclado) y fabricado a partir de un recurso renovable. Esto lo hace muy respetuoso con el medio ambiente.

Un material versátil y muy provechoso

En conclusión, no es de extrañar que el cartón corrugado sea tan apreciado en la empresa logística. Además, actualmente puedes encontrarlo en packaging estético, así como en la fabricación de muebles, stands para ferias y elementos decorativos.

¿Necesitas asesoramiento?

Si tienes dudas, nuestros especialistas en diseño y consultores especializados en packaging y embalajes te asesorarán para encontrar la solución específica a tus necesidades.
CONTACTA CON NOSOTROS