Inicio > Blog de embalaje > ¿Qué plastico puedo utilizar para el microondas?
Blog de embalaje

¿Qué plastico puedo utilizar para el microondas?

Los táperes son uno de los recipientes más utilizados hoy en día y es importante elegir un envase de plástico apto para microondas. Para ello, hay que tener en cuenta características como el material o la etiqueta del envase.

¿Qué plástico puedo utilizar para el microondas?

Tan solo tendrás que fijarte en que cumplan unas características específicas. A continuación, encontrarás la información necesaria para que estés seguro de tus recipientes de plástico para calentar tu comida cada día.

Material

Sean más modernos o más tradicionales, los materiales más utilizados en estos envases son:

  1. El polipropileno: es uno de los polímeros que más se utilizan para la conservación de alimentos. Se caracteriza por ser un material denso, resistente al calor y totalmente transparente. Este material está presente en las tapas de botellas, vajillas de plástico y, por supuesto, recipientes de plástico. Recuerda que este material es de los plásticos más seguros.
  2. El polietileno: puede ser de alta o baja densidad. El de alta densidad es robusto y muy duro y se suele utilizar para botellas de leche, agua o zumos. En este caso, no se pueden meter en el microondas porque, con el calor, se fundirían. El de baja densidad es utilizado sobre todo en bolsas de pan o de congelación y también para fabricar contenedores de alimentos, que sí serán adecuados para que puedas calentar tu comida de forma segura.
  3. El policarbonato: es transparente y totalmente resistente al calor. Las botellas de agua que se recargan o los biberones estériles suelen estar fabricados con este material. Utilizando táperes de este material obtendrás un envase con una vida útil muy larga.

El control de calidad de estos productos garantiza conservar los alimentos en perfecto estado, además, cumplirás con los estándares más exigentes en cuanto a sostenibilidad.

Resistente a las altas temperaturas

Para que puedas considerar un recipiente adecuado para el microondas, debe presentar una gran resistencia a altas temperaturas y que, además, no se produzcan roturas o grietas en ninguna parte del envase, produciéndose fugas o pérdidas. Este factor forma parte de las exigencias de seguridad que debe cumplir el plástico en cuanto a alimentos.

Simbología

Debes prestar atención a los símbolos que aparecen en los recipientes de plástico antes de introducirlos en el microondas. Los que se ajustan a la normativa vienen determinados con una frase impresa en el mismo plástico que ponga “Aptos para microondas”.
También puedes encontrarte envases que, en vez de esa frase, incluyan un triángulo compuesto por tres fechas con los números 1, 2, 4 y 5 grabados. No se podrá calentar comida en un recipiente que tenga impresos los números 3,6 o 7, porque indican que son peligrosos para la salud.
Por otra parte, el icono de una copa y un tenedor te asegurará que ese táper está testado para que contenga alimentos de forma segura.

En conclusión, asegúrate de que tus alimentos están dentro de envases con plástico apto para el microondas y así, evitarás sustos indeseados.

¿Necesitas asesoramiento?

Si tienes dudas, nuestros especialistas en diseño y consultores especializados en packaging y embalajes te asesorarán para encontrar la solución específica a tus necesidades.
CONTACTA CON NOSOTROS